Error 8: Constant SERVER_ESTATICOS already defined
El 112 logra reducir un 23% las llamadas improcedentes - El Correo de Burgos

El 112 logra reducir un 23% las llamadas improcedentes

Suárez-Quiñones avanza la presentación de guías de respuesta rápida ante inundaciones para unos 60 municipios de León y Palencia

ICAL

El Centro de Emergencias 112 de Castilla y León reforzó en 2016 la lucha contra las llamadas “no procedentes”, es decir, aquellas consideradas “huecas” en las que no responde un interlocutor, las falsas o de broma y las que se refieren a cuestiones ajenas a este servicio, lo que hizo que disminuyeran un 23,7 por ciento. No obstante, todavía representan un 27,6 por ciento del total, ya que se contabilizaron 352.089, frente a las 461.698 de 2015. El sistema de triaje y la plataforma tecnológica evitó que la mayoría fueran atendidas por el personal especializado.

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, presentó hoy los datos del balance del 112 durante 2016, un año en el que este servicio que gestiona las emergencias de Castilla y León incrementó su actividad, tanto en el volumen de incidentes comunicados, como en las llamadas atendidas, una evolución que vinculó con un mayor grado de confianza por parte de la ciudadanía, derivada de la alta satisfacción que reflejan los usuarios.

Asimismo, Fomento destacó que el “significativo” descenso de las llamadas que se atienden sin ser de emergencia (no procedentes), que pasaron el pasado año de representar el 36,7 por ciento del total, al 27,6 por ciento. Esto se debió principalmente a la reducción del 33 por ciento que experimentaron las consideradas ‘huecas’, 198.720 en 2016. Igualmente, se redujeron un 19 por ciento las de broma (que son detectadas antes de movilizar recursos), 29.530 en 2016, y un 30 por ciento las “maliciosas”, que movilizan recursos, pasando de 376 en 2015 a 260 en 2016.

Asimismo, el 112 gestionó un total de 293.975 incidentes en el año 2016, frente a los 285.286 de 2015, lo que supone un 3,05 por ciento más, con una media de 803 diarios -21 más-. También atendió 1.274.756 llamadas, frente a las 1.257.614 de un año antes, un 1,36 por ciento más, con una media de 3.483, es decir, una cada 24 segundos, con un tiempo de respuesta de seis segundos y medio y de 58, para la gestión de la llamada. Este volumen de actividad, recordó Suárez-Quiñones, fue asumido por profesionales especializados, tanto para atender las llamadas, como para gestionar las emergencias.

En ese sentido, el consejero de Fomento explicó que la encuesta anual de satisfacción que elabora el Centro de Emergencias refleja que el 99,7 por ciento (el 98,35 por ciento en 2015) de las personas que contactaron con el 112 aseguró estar satisfecho con el tiempo de respuesta a su llamada. El mismo porcentaje de satisfacción se alcanzó en respuesta a la pregunta sobre el trato recibido por parte de los gestores de llamadas (98,53 por ciento en 2015). De hecho, casi el 99 por ciento indicó que volvería a contactar con este centro ante una futura incidencia.

Por tanto, Juan Carlos Suárez-Quiñones recalcó que el objetivo de la Junta es la “calidad” de este servicio, así como ofrecer una respuesta “rápida” y “eficaz”, a través de un sistema activo los 365 días, las 24 horas, con capacidad para atender comunicaciones en castellano y otros cinco idiomas -inglés, francés, portugués, italiano y alemán-. En 2016, se atendieron en estas lenguas un total de 1.373 llamadas, frente a 1.426 en 2015, de las que el 43,6 por ciento fueron en portugués (599); el 33,8 por ciento (464), en francés; y el 20,6 por ciento (283), en inglés. Llamadas en alemán se atendieron el 1,9 por ciento (26), así como una llamada en italiano.

En cuanto a la distribución de los incidentes por provincias, Valladolid fue la que encabezó la lista, con 58.851 incidentes, un 20 por ciento del total, seguida por las provincias de Burgos, con 56.092, y León, con 49.233. Le siguió Salamanca con 40.833; Zamora, con 22.400; Palencia, con 17.895; Ávila, con 17.210; Segovia, con 15.541, y Soria, con 9.536. Además, desde otras comunidades se contabilizaron 6.364.

Colaboración

El consejero subrayó la interconexión del 112 con distintos organismos, tanto sanitarios, como las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, las policías locales, las plataformas de bomberos y la Unidad Militar de Emergencias (UME). En concreto, el pasado año requirió su intervención en 428.550 ocasiones, frente a las 412.764 de 2015, lo que supone un 3,8 por ciento más. De esos avisos, el 54,1 por ciento requirieron la presencia de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado o de alguna Policía Local, 231.875; el 38,1 por ciento, de Emergencias Sanitarias; y el 3,9 por ciento, de los servicios de extinción de incendios.

Suárez-Quiñones remarcó el incremento de los accidentes viales sin heridos, 15.030, un 11,21 por ciento más, y de los que se saldaron con personas heridas, 5.682, un 4,5 por ciento más. También, citó los 1.134 atropellos, un ocho por ciento más, y las emergencias sanitarias en la vía pública, unas 38.000, con un aumento de un 2,7 por ciento. Los incendios -forestales, urbanos, vía pública o vehículos- superaron los 7.100, un 6,1 por ciento más.

Además, subrayó el descenso de las intoxicaciones por monóxido de carbono, con 140 casos y 195 personas afectadas, un 20,5 y un 15,9 por ciento menos, respectivamente, aunque se contabilizaron cuatro víctimas mortales, dos más que en 2015. A estos incidentes se sumaron 236 rescates -entre ellos 137 en montaña-, mientras que en 2015 se registraron 256, entre ellos 161 en montaña. La mayoría se llevaron a cabo en León (19) y Ávila (18).

El consejero defendió el trabajo encargado al sector privado, un procedimiento que recordó sigue la tramitación establecida en la licitación, que exige especialización y capacidad para atender este servicio, que hasta 2015 realizaban voluntarios de los parques de bomberos, y que tras su renuncia, la Junta encomendó de urgencia a una empresa.

Inundaciones y crecidas

Otro de los aspectos que abordó el titular de Fomento fueron los incidentes vinculados con las lluvias, que crecieron notablemente en 2016, en especial durante los meses de febrero, abril y primeros de mayo, al pasar de los 44 avisos por desbordamiento de cauce en 2015 a los 102 del pasado año, con un incremento del 129 por ciento. La Consejería, que ya presentó las guías de respuesta ante el riego de inundaciones de 35 municipios de Zamora, tiene previsto facilitar en el primer semestre este documento a una treintena de ayuntamientos de León y otros tantos de Palencia.

El objetivo, dijo Suárez-Quiñones, es facilitar a los alcaldes los instrumentos técnicos para que puedan actuar con rapidez ante estas situaciones, haciendo frente a desalojos y prestando atención a zonas sensibles, como colegios, residencias de personas mayores o espacios públicos de otro tipo. Además, la Junta comparte con las confederaciones hidrográficas de la Comunidad información para ajustar los umbrales de alerta y alarma.

Finalmente, el consejero puso el acento en la respuesta “rápida”, eficaz y de alta calidad” que ofrece el 112, que a lo largo del año 2016, recibió un total de 1.955 visita organizadas en sus instalaciones.
 
 

Outbrain