El Correo de Burgos

Cultura

Artes escénicas

Odisea de un náufrago

El Festival Escena Abierta alcanza la mayoría de edad como un superviviente del teatro de vanguardia tanto dentro del panorama nacional como del local. Siete propuestas se despliegan del 13 al 22 de enero

11/01/2017 A.S.R.

'La conquista de lo inútil' abre el festival este viernes.'La conquista de lo inútil' abre el festival este viernes.

Javier Marqueríe

Viaje largo, en el que abundan las aventuras adversas y favorables al viajero. La definición que la Real Academia Española brinda de odisea se ajusta cual guante a la travesía trazada por el Festival Escena Abierta durante sus dieciocho años de existencia. Un tiempo en el que ha alcanzado su madurez, ha conseguido colocar a Burgos en el mapa de la escena de vanguardia, ha burlado a la crisis económica y social a la que no han sobrevivido citas similares, pero también un tiempo en el que no ha logrado crear el necesario caldo de cultivo para que la ciudad cuente con una programación de teatro de vanguardia a lo largo de todo el año.

He ahí el reto lanzado ayer por Óscar Martínez, responsable de la Actividad Social y Cultural de la Fundación Caja de Burgos, durante la presentación oficial de la cita.

Celebró que el Escena Abierta haya sobrevivido durante 18 ediciones mientras veía como caían hermanos mayores y menores. Pero también sacó el látigo y puso sobre la mesa, en la que se sentaban sus dos partenaires en esta aventura, Ayuntamiento y Universidad de Burgos, la reflexión sobre ese carácter excepcional en la agenda cultural local.

«Tenemos que lamentar que para encontrarnos con los nuevos lenguajes escénicos debamos acudir en Burgos al oasis que es el Escena Abierta y atravesar casi 350 días, salvo honrosas excepciones, de desierto», espetó e incluso se atrevió a conjeturar que «probablemente la más hermosa celebración del Escena Abierta fuera que dentro de unos años no hubiera que realizarse porque tendríamos citas de continuo».

Mientras la reflexión anida en los programadores, el encuentro invita a sufrir, disfrutar, pensar o dejarse llevar por las siete propuestas de su cartel, con un estreno absoluto, Auto - o cómo generar multitud de maneras de mira un cuerpo, de la burgalesa Lara Brown, y el primer espectáculo de flamenco en la historia de la cita de la mano del Niño de Elche y su Vaconbacon. Cantar las fuerzas. Se completa con La conquista de lo inútil, de L’Alakran; Dystopia, de Panicmap; Anarchy, de Societat Doctor Alonso; Pacífico #3. Extraños mares arden, de Txalo Toloza-Fernández; y El rumor del ruido, de Onírica Mecánica.

Y mientras su madurez se traduce en esa deseada programación normalizada, Burgos volverá a ser, aunque solo sea diez días, capital de los nuevos lenguajes escénicos.

Los espectáculos, uno a uno

La conquista de lo inútil
Una vieja conocida del público abre el telón. Tras presentar Kaïros, sísifos y zombis y Psicofonías del alma, Compagnie L’Alakran, fundada en 1997 por Óscar Gómez Mata y con sede en Ginebra (Suiza), presenta La conquista de lo inútil. Se pregunta dónde quedan los actos inútiles, los que suelen dar la felicidad, en una sociedad enfocada a conseguir la máxima productividad. El espectáculo irá precedido por un paseo deriva cada mañana de función. 
Viernes 13 y sábado 14, Teatro Principal, 21 horas, 8 euros (aforo limitado).

Anarquía
Sofía Asencio y Tomás Aragay dirigen Societat Doctor Alonso. Cuenta Juan Luis Sáez, director del Aula de Teatro de la UBU, que es una compañía que gusta de partir de cero con cada pieza y de colaborar con artistas de distintas disciplinas. Con la performer Semolina Tomic, responsable de la Sala Antic de Barcelona, lo hacen en Anarchy. Plantea «la libertad de elección que debiéramos tener» y del espectador depende que domine el silencio o el ruido más brutal.
Sábado 14 (19 y 23 horas) y domingo 15 (13 y 19 horas), sala de ensayos del Fórum, 6 euros (aforo limitado).

Pacífico #3. Extraños mares arden
El teatro documental irrumpe con Pacífico #3. Extraños mares arden, del artista chileno Txalo Toloza-Fernández, donde aúna relato, danza y audiovisuales para advertir de la explotación del desierto de Atacama por las grandes fortunas que controlan el arte contemporáneo, la industria armamentística o las finanzas mundiales.
Martes 17 y miércoles 18, 20.30 horas, sala de ensayos del Fórum, 6 euros (aforo limitado).

El rumor del ruido
La poesía se desata en esta edición de la mano Onírica Mecánica y el viaje por la experiencia de las emociones acústicas que es El rumor del ruido, «un mapa sonoro que llevará al público desde la recreación del sonido de, por ejemplo, una fuente de agua o el de los iPad o tabletas de nuestra vida cotidiana», en palabras de Ignacio de Miguel.
Viernes 20 y sábado 21, 22.30 horas, sala de ensayos del Fórum, 6 euros (aforo limitado).

Vaconbacon. Cantar las fuerzas
El técnico del Ayuntamiento Ignacio de Miguel llama la atención sobre el cambio de rumbo que supone la presencia del Niño de Elche ya que su espectáculo, realizado junto a Cía. Bulos y Tanguerías, parte del lenguaje musical. Vaconbacon. Cantar las fuerzas «está entre el propio concierto deconstruido del flamenco, la instalación audiovisual con la proyección de imágenes con estética de Francis Bacon y la performance, además de referencias a poetas como Elliot, Machado o Miguel Hernández».
Jueves 19, 20.30 horas, Teatro Principal, 6 euros.

Dystopia
La compañía Panicmap es otra vieja amiga del espectador del Escena Abierta. Presentó Harket (protocolo) en 2014 y tres años después regresa con Dystopia, en el que vuelve a jugar con la integración de los lenguajes teatral, sonoro, audiovisual, dancístico y videocración con el uso del videomaping y en el que la memoria del espectador interpreta el papel principal.
Viernes 20 y sábado 21, 20.30 horas, escena del auditorio del Fórum, 8 euros (aforo limitado).

- IR A VERSIÓN ORDENADOR -

El Correo de Burgos ~ Mobile