Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Arte

Las obras de Santa María, pendientes de su tercera fase

Las humedades han dañado de forma notable el interior


28/10/2009

 

 

 

GERARDO GONZÁLEZ / Briviesca

Las obras de rehabilitación de la excolegiata briviescana de Santa María la Mayor en su tercera fase tendrán como escenario el interior del templo tras solventarse los daños externos. Esta recuperación es una de las peticiones en materia patrimonial más reiteradas por su importancia para la ciudad ya que alberga importantes elementos artísticos.

No obstante, pese a su importancia para la promoción turística de la capital burebana, las fases en las que se ha actuado se han dilatado de forma notable en el tiempo. Así, tras la ejecución de una primera etapa en las que se restauraron las fachadas, esta emblemática iglesia permaneció sin intervenciones de importancia durante una década lo que causó un gran deterioro.

La puesta en marcha de una segunda fase hace unos años para la restauración de las cubiertas fue el primer paso claro para su rehabilitación completa. Tras ellas los responsables del patrimonio determinaron la necesidad de realizar trabajos arqueológicos para fijar las siguientes actuaciones.

Esto se concretó en la realización de catas y excavaciones que servirían para concretar las intervenciones de una tercera fase que fue anunciada oficialmente.

Sin fecha concreta

Aún sin concretar las fechas e intervenciones si se señaló el presente año como el momento en el que se iniciarán los trabajos en el interior del templo. Cuando estos finalicen será el momento de determinar si la excolegiata se abre al culto regular o solamente como elemento turístico patrimonial de la capital burebana.

El templo, que cuenta con la declaración de Bien de Interés Cultural desde 1983, fue cerrado al público en el año 1996 tras el desplome de una parte de su techumbre.

Desde ese momento las filtraciones de agua han causado amplios daños en las bóvedas así como en el interior a nivel general por la elevada humedad.

La falta de continuidad en su reparación tras la primera fase, que recuperó principalmente la fachada y muros, agravó su estado con frecuentes hundimientos de las cubiertas.

Esto ha dejado muy maltrechas las bóvedas de la nave ocasionando daños en las capillas laterales y apreciándose grandes grietas en diferentes muros del templo.

El complejo trámite administrativo que supone una intervención en un inmueble declarado BIC ralentizó durante años las reparaciones y mejoras cambiando esta situación la pasada legislatura.

Concretamente la visita del director general de Patrimonio y Bienes Culturales, Enrique Saiz, para conocer su estado real aceleró el trámite de forma apreciable.

De hecho tanto la segunda fase como los trabajos previos para la tercera han sido en la práctica continuados en el tiempo desde 2006. Es necesario destacar que, como anunciaron los responsables de la segunda fase, los ciudadanos apenas han podido percibir los cambios y mejoras realizadas pero que una vez concluido todo el proceso los resultados serán claramente apreciables.

En Semana Santa

No obstante en el único momento en el cual el público puede acceder durante el año al interior de Santa María, la exposición de los pasos de Semana Santa, si se observó un frenazo al deterioro del interior. El hecho de permanecer cerrada al público durante más de una década ha diluido el conocimiento del valioso patrimonio artístico que Santa María La Mayor guarda en su interior.

Para intuir su importancia cabe recordar que esta excolegiata ha sido históricamente una de las joyas de Briviesca desde su construcción en el siglo XV.

Por ello fue mencionada por Jovellanos en su diario de viaje en su paso por la capital burebana en 1791.

Igualmente acogió los actos centrales del sexto centenario de las Cortes de Briviesca, en las que se instauró el título de Príncipe de Asturias para los herederos a la Corona española, que contaron con la presencia del príncipe Felipe.

Así de los numerosos elementos, como un impresionante órgano, destacan dos elementos particularmente. Uno es el retablo de Santa Casilda muy similar al existente en la iglesia de Santa Clara pero de menor tamaño aunque con idéntica factura.

El otro lo constituye la actualmente muy deteriorada Capilla del Sagrario que durante siglos fue la más prestigiosa de la ciudad por su riqueza ornamental.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria