Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

JESÚS PÉREZ MASA / SECRETARIO PROVINCIAL DE AUGC

«Es triste salir a la calle a pedir firmas, pero no nos hacen ni caso»


01/05/2011

 

M.R. / Burgos
La nueva directiva de la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) afronta la celebración del Primero de Mayo con el mal sabor de boca que deja el hecho de que casi cuatro años después de que se aprobara la Ley de Derechos y Deberes apenas se haya desarrollado ninguno de sus aspectos principales. El secretario provincial de AUGC, Jesús Pérez Masa, explica que la asociación ha decidido participar en la manifestación para dar visibilidad a sus propuestas. A ello se suma la campaña de recogida de firmas en Burgos y en toda España para llevar adelante una iniciativa legislativa popular que permita realizar en el Instituto Armado los cambios necesarios. «Es triste que tengamos que salir a la calle a pedir firmas, pero es que no nos hacen ni caso».
Una de las principales reivindicaciones de la AUGC es «tener una jornada laboral estructurada». Según explica el secretario provincial, algo tan aparentemente sencillo como tener un calendario anual laboral no existe en la Guardia Civil. «No se sabe qué vacaciones podemos pedir este año». Afirma que se va «un poco a la que salta». Recuerda que se quiso elaborar un sistema de vacaciones como el de los funcionarios, con 22 días hábiles. Pero un guardia trabaja días festivos. «Un funcionario puede pedir cinco días, a los que podrá sumar el fin de semana anterior y posterior». Sin embargo, si un agente pide cinco días, «sólo te dan el fin de semana anterior o el posterior».
Según el representante de AUGC, una solución pasaría por asumir el modelo de trabajo y descansos de la Policía Nacional, donde «ya se sabe el plan de trabajo del año y sólo se hacen ajustes si viene o se va plantilla». El problema es que ahora se funciona «mes a mes» y en algunos casos «no se respeta por las llamadas necesidades del servicio», lo que hace que se puedan modificar turnos a criterio del jefe de unidad. Con un calendario estructurado, sostiene Pérez Masa, esas «necesidades del servicio» se podrían cubrir de manera más equitativa y evitar que se incluyan en este apartado acontecimientos ya previstos como la Feria de Lerma, por ejemplo. En esta caso, el modelo de la Policía Nacional sigue siendo la referencia. «Ellos hacen un cómputo de 144 horas de trabajo al mes y nosotros 166, por lo que les sacamos 22 horas al mes». La AUCG pide que el llamado Resumen de Actividades Individuales (RAI), que sirve para valorar el trabajo de cada guardia en el área de Tráfico, se aplique con criterios realmente objetivos, que no quede sólo al criterio del jefe de la unidad y del responsable del subsector. Es decir, que se aplique con el fin para que se creó, para valorar objetivos de la unidad, no para castigar al agente. No desarrollar la Ley de Derechos ha dejado sin definir aspectos como la conciliación de la vida familiar y laboral -un guardia puede salir de trabajar a las 10 de la noche y tener que volver al día siguiente a las 6 de la mañana-, así como la aplicación de la Ley de Igualdad. «Al funcionario se le aplicó al día siguiente de su aprobación, con nosotros se empezó después a legislar cómo se nos iba a aplicar, lo que impidió que compañeros pudieran disfrutar, por ejemplo, de los 15 días por nacimiento de un hijo». Estos son ejemplos, según Pérez Masa, de una política de «parches» que influyen en el día a día.
La iniciativa legislativa popular que promueve la AUGC pretende también que se instaure una única escala de oficiales. Actualmente hay cuatro, lo que hace que un guardia que haya accedido al Instituto Armado a través de la Academia General del Ejército tenga más posibilidades de promoción que otro que entró directamente en la Guardia Civil desde abajo. 
El cambio del actual sistema de distribución de cuarteles en la provincia es otra de las reivindicaciones que la AUGC no abandona. A pesar de que a raíz del atentado contra la Casa Cuartel se planteó este cambio, no se atendió desde las autoridades políticas. Pérez Masa señala que las recientes informaciones sobre las iniciativas de crear patrullas vecinales rurales indican que es necesario un cambio en el modelo. «Es necesario otro despliegue porque realmente éste es deficitario». Y se pregunta «para qué se quiere en un pueblo un cuartel que sólo abre por la mañana». Esta situación provoca que, por ejemplo, un suboficial que es comandante de puesto no tenga un horario concreto. Entre los guardias se les puede considerar 'suboficiales de tarifa plana', ya que están todo el día disponibles aunque estén librando. En el caso de que les llamen, no suelen cobrar horas de exceso. Existe un plus «a discreción del jefe que si considera que no se lo merecen por el motivo que sea se lo quita sin dar muchas explicaciones». El modelo de despliegue que realizan otros Cuerpos como la Ertzaintza o los Mossos es otra referencia. «Crean unidades grandes y a partir de ahí se distribuyen». Otro planteamiento pasaría por distribuir los cuarteles siguiendo el criterio de partidos judiciales. Las ventajas que conlleva el modelo es el ahorro del gasto y se «haría más atractiva la provincia» para los agentes que eligen destino. En cuanto a la plantilla, las perspectivas para el próximo año no son buenas, ya que «se van a ir 52 y vendrán 11». Estas son algunas de las cuestiones que quieren plantear a la subdelegada del Gobierno, Berta Tricio, en una reunión que solicitaron en febrero y que todavía no se ha celebrado.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria