Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Martínez Ten: «El feminismo en los sindicatos es un trabajo a pie de calle»

La secretaria de la Comisión Ejecutiva Federal de Mujer de FeSP-UGT impartió la charla ‘Repensar el sindicalismo desde el feminismo’, enmarcada en el ciclo ‘Martes por los derechos humanos’

V. MARTÍN
30/05/2018

 

El papel del feminismo en el ámbito sindical fue el tema central de la conferencia ‘Repensar el sindicalismo desde el feminismo’, que la secretaria de la Comisión Ejecutiva Federal de Mujer y Políticas Sociales de la FeSP- UGT, Luz Martínez Ten, ofreció en el Teatro Principal, enmarcada en el Ciclo de Conferencias ‘Martes por los Derechos Humanos’ y que organiza desde hace once años La Red Alternativa de Grupos.

«Desde los sindicatos de clase se empezó a trabajar por la igualdad aunque no siempre fue fácil». Situó ese inició de lucha feminista en el sindicalismo en la Revolución Industrial, cuando «la mujer empieza a trabajar en fábricas, como las cigarreras o las compañías textiles» y los obreros «sentían que ese trabajo de las mujer les estaba robando y que ellas abarataban los salarios».

Fueron las cigarreras quienes «inauguraron el movimiento obrero femenino en España y las trabajadoras de las fábricas textiles de Nueva York fueron quienes dieron lugar al 8 de marzo». Ellas hicieron las primeras huelgas y «aunque la mujer ha tardado un poco en entrar en el sindicalismo, después no ha salido», apuntó Martínez Ten, «ya en 1932, UGT hablaba de trabajos ‘igual valor, igual salario’, la mujer siempre ha estado en el corazón de los sindicatos de clase, pero antes hablábamos de mujer y trabajo y ahora de feminismo».

Aseguró que el feminismo en los sindicatos es «un trabajo a pie de calle, no solo ocupar puestos de responsabilidad dentro de la estructura sindical». Recordó que UGT es una entidad con 130 años de historia y como «estructura clásica cuenta con barreras culturales, pero la realidad es que la implicación con el feminismo en estos momentos de todos los miembros del sindicato ha dado un giro de 180 grados».

Explica que «UGT cuenta desde hace años con el sistema de cuotas y en las negociaciones de convenios introducimos cláusulas centradas en la igualdad de género», asevera, «luchamos porque haya mujeres y hombres en todos los espacios laborales y que ambos puedan ejercer la corresponsabilidad parental».

Durante su conferencia, abordó los diversos escollos a lo que la mujer debe enfrentarse en el ámbito laboral. «Tenemos una agenda feminista sindical muy marcada, que empieza porque las mujeres tenemos trabajos más precarios y en ámbitos de menos prestigio, pero que son realmente importantes para el desarrollo de la sociedad». La sindicalista apuntaba sectores como el de los cuidados a mayores y a domicilio, la educación, la enfermería o la limpieza. «Trabajos fundamentales que no se valoran lo suficiente», comentó e hizo hincapié en la importancia de dignificar, especialmente, los trabajaos de cuidados que fundamentalmente desarrolla la mujer».

Otro de los caballos de batalla se centra en la brecha salarial. «Seguimos cobrando un 26% menos que los hombres y sigue siendo muy complicado que accedamos a los puestos de dirección». A ello sumó una pensiones más bajas. «Las mujeres siguen cobrando menos pensión que los hombres porque todavía sigue viva una generación que no cotizó, pero que trabajó en casa».

Uno de los puntos de atención más destacados por Martínez Ten se centró en la juventud. «Las mujeres jóvenes se están enfrentando a muchas dificultades para poder desarrollar un proyecto vital porque los sueldos son muy precarios y se ven obligadas a elegir entre la maternidad y el desarrollo profesional». Añadió, además, la importancia de «seguir combatiendo la violencia de género y el acoso sexual en el espacio de trabajo».

No se olvidó de la doble invisibilización de la mujer inmigrante, refugiada o con discapacidad. «Ellas llevan una carga de la exclusión como mujeres y suman otras causas, personifican un trabajo aún más precario o la ausencia de él». Otra gran olvidada es «la mujer rural». Ella es quien «sostiene la población rural y debemos recuperar su historia y poner en valor su papel».

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria