Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

TROTABURGOS / VILLADIEGO

La villa recupera fragmentos de historia

La Fiesta del Judas, los fósiles de Las Loras y museos de toda índole transportan al pasado de la localidad

D. MONTES
12/07/2018

 

Al noroeste de la capital, adentrado en la comarca Odra-Pisuerga y perteneciente al municipio más grande de la provincia se halla Villadiego. Municipio con más de mil años de historia, fundado por el conde Diego Rodríguez Porcelos en el siglo IX, es uno de los principales rincones turísticos de Burgos. Uno de sus atractivos es su arquitectura, tanto civil como religiosa, entre la que destacan el Palacio de los Velasco, el Palacio de los Condestables de Castilla, la iglesia de San Lorenzo y la iglesia de Santa María. La tradición se contrapone con la modernidad, ya que ofrece a sus habitantes lugares de ocio como piscinas, un campo de fútbol y dos polideportivos, así como el auditorio construido hace apenas siete años.
No por ello quedan de lado las costumbres del pueblo, como son el mercado tradicional de los lunes por la mañana o las fiestas patronales de Nuestra Señora de la Asunción y San Roque. Desde mediados de julio hasta el culmen en agosto, la villa acoge desde ferias medievales con talleres, conciertos y gymkhanas hasta mercados tradicionales y fuegos artificiales. Combinan competiciones deportivas para jóvenes, junto a los populares juegos como la tuta. Todo ello amenizado por verbenas y festivales de música.
Una de las mayores tradiciones de Villadiego, recuperada en 2002, es la escenificación de la Fiesta del Judas. Arraigada en muchos pueblos hasta principios del siglo pasado, reunía a todos los vecinos en torno a un proyecto cultural común. Cada año, en Sábado Santo, caracterizados como soldados y habitantes de la época, representan la batalla, captura, juicio y quema de Judas Iscariote. En el acto, se acusa a este personaje bíblico de todos los males ocurridos en la localidad, incluyendo faltas de mandatarios públicos y enfrentamientos entre vecinos. Tras la lucha entre defensores y detractores de Judas, el ejército vence y logra condenarlo. Tras ello, el pueblo se reconcilia y todo acaba con una fiesta llena de luces, música y pirotecnia. Tradicionalmente, era aún más espectacular, duraba varios días y contaba con grandes desfiles y batallas. Esta celebración incentiva el turismo en la localidad y exporta el nombre de Villadiego fuera de la provincia.
Otra parte importante de las visitas a la localidad se deben a su gran número de museos. El etnográfico muestra los oficios, modos de vida, sistemas de trabajo y la evolución tecnológica de las herramientas. Los materiales que se exponen pertenecen a particulares que deciden donarlos para ayudar a su conservación y recuperación. Junto a estos se presenta una curiosa exposición de velocípedos de todas las épocas. El museo de pintura recoge hasta 72 obras de diferentes estilos. Desde hace treinta años presenta, por un lado, pinturas antiguas como bodegones, retratos, escenas costumbristas y temas religiosos. Junto a estas, otras contemporáneas de autores como Sorolla sobre temas populares o paisajes.
La radio también forma parte del entramado turístico de la localidad. Existe un museo dedicado en exclusiva a este medio de comunicación. En él se muestra cómo funciona una radio profesional y cómo ha evolucionado desde su nacimiento. Los propios responsables lo consideran «más radio que museo» ya que también realiza actividades relacionadas con las emisiones. Entre sus infraestructuras cuenta con un locutorio, una redacción y unas antenas de AM y FM. Después de visitar este lugar, se pude hacer un viaje en el tiempo en su museo paleontológico. En él se recogen fósiles de la comarca gracias al trabajo del geólogo Nicolás Gallego Rojas. Pertenecen al Paleozoico, Mesozoico y a la era terciaria. Entre los más importantes se encuentra el de una tortuga gigante que mantiene parte de su esqueleto interno.
En cuanto a arte sacro también posee su propia muestra desde 2002, al convertir en museo lo que comenzó siendo una exposición por el tercer centenario del nacimiento de Fray Enrique Flórez. Expone y conserva en depósito objetos litúrgicos y piezas religiosas para evitar su desaparición por la despoblación. Cuenta con cálices, crucifijos y ropas eclesiásticas de los siglos XIII al XX. Otro lugar de interés por su carácter pintoresco es el Centro de Interpretación del Cómic ‘Fabulantis’. En Villadiego vivió Ángel Pardo, dibujante del Capitán Trueno. En 2017, tres mil personas acudieron a contemplar la colección de cómics y adentrarse en el mundo de las viñetas. Este forma parte del proyecto conjunto de las Cuatro Villas de Amaya.Cada una de las localidades creó en 2009 un museo dedicado a una temática distinta. Junto al mencionado, nacieron Pisórica, en Melgar de Fernamental, dedicado al mundo del agua y la pesca; Iacobus, en Castrojeriz, centrado en el Camino de Santiago; y Medievum, enfocado en su pasado romano.
En Villadiego también se pude estar en contacto directo con la naturaleza. El municipio está situado dentro del Geoparque de las Loras reconocido por la UNESCO. Este territorio abarca parte del norte de las provincias de Burgos y Palencia y contiene páramos calizos de hasta 250 millones de años, así como cañones fluviales, bosques, ríos y planicies. El geoparque contribuye al desarrollo de la comarca y permite que las localidades que abarca vivan del ecoturismo. Son zonas poco habitadas, pero con un rico patrimonio cultural y natural.
Para mejorar su desarrollo turístico, en agosto abrirá sus puertas un centro de interpretación. A finales del año pasado terminaron las obras y se ultima el contenido que dispondrá en él. Contará tanto con una oficina de turismo, así como con una exposición y una zona de recuperación de fósiles.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria