Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

LITERATURA / NOVELA HISTÓRICA

Caso abierto del bufón francesillo

Luis García Jambrina presenta hoy en el Instituto de la Lengua la tercera entrega de las pesquisas de Fernando de Rojas. En ‘El manuscrito de fuego’ se acerca al crimen sin resolver de Francés de Zúñiga, bufón de Carlos V

MARTA CASADO / Burgos
20/02/2018

 

Era como un tonel andante. Caminaba zigzagueante por la calle que conducía a la iglesia de Santa María. Y le asaltaron unos embozados amenazantes. No estaba diestro para la pelea, a pesar de haberse batido en alguna que otra batalla. Acabó «lleno de sangre con más heridas que un jubón acuchillado». Cuatro días después murió. ¿Quién mandó matar a Don Francés de Zúñiga? ¿Por qué?

Un caso abierto desde el siglo XVI que Luis García Jambrina pone en bandeja a un anciano Fernando de Rojas. El pesquisador es llamado por la emperatriz Isabel de Portugal para resolver el asesinato de quien fue en su momento el bufón de Carlos V. Un personaje y caso real que sirve a Jambrina para recrear la Castilla del siglo XVI envuelta en el conflicto político entre los señores castellanos y los nobles y clérigos de Flandes que acompañaron a Carlos V en su entronización. A los conflictos políticos se unen los religiosos con las consecuencias de la publicación de las tesis de Lutero y otros grupos o sectas místicas. El intento de control real de las Universidades, donde se entreteje la historia de la hornamentación de la fachada de la Universidad de Salamanca...

Un tiempo convulso en el que el ex bufón aprovechó su estatus de ‘loco de oficio’ o ‘loco fingido’ para decir la verdad, por hiriente que fuera, pero con ingenio que parece que duele más. «Como gran bufón que era es un personaje ingenioso y mordaz y escribió una Crónica en la que no deja títere con cabeza, se burla de todos los grandes de España, nobles... y al rey era de los pocos que le decía las verdades», señala Luis García Jambrina. De este personaje real y de este asesinato que así fue pero del que no se supo su autoría.

Aquí empieza la parte de ficción de ‘El manuscrito de fuego’ que, como las otras historias del pesquisador Fernando de Rojas (’El manuscrito de piedra’ y ‘El manuscrito de nieve’), combina a la perfección novela histórica y novela negra. ¿Quién mato a Francés de Zúñiga? «Todas las sospechas indican que fue alguien de la corte, objeto de sus comentarios irónicos y burlescos, que había mandado a unos esbirros para acabar con él». Justo cuando sus valedores (la relación con Carlos V se enfrió sin saber muy bien por qué y el Duque de Béjar había fallecido). «El problema es que hay muchos sospechosos, algunos muy poderosos».

El bufón Francesillo entró en la órbita de Jambrina tras las referencias de Valle-Inclán, que decía de él que era el padre del esperpento literario. Y de Umbral para quien era el santo patrón maldito de los periodistas españoles. Su figura histórica la conoce de la mano de su compañero José Antonio Sánchez que «me aportó el abundante material, cartas y algunas referencias inéditas del personaje del que se sabe poco porque en su mayoría son leyendas se le atribuyen rumores, algunos propagados por el mismo, como que era judío converso pero no está claro».

Lo que si quedó claro, tras la publicación de su Crónica burlesca de la corte de Carlos V era su erudición, su fina ironía y su ingenio mordaz que, todo parece apuntar, le llevó a la muerte. «Su historia es clara, por decir la verdad acaba perseguido, cae en desgracia... y hay cierto paralelismo con el presente en el que la libertad de expresión está en tela de juicio», señala Jambrina. «Hay personas que por contar un chiste, bueno o malo, mejor o peor acaba procesado y condenado, creo que las cosas del pensamiento y la palabra no deberían ser delito hay libertad para pensar como uno quiera. Pero al expresarlo, como le ocurrió a Francés de Zúñiga, lo acaban pagando».

Bufones en el poder
Unido a la actualidad Jambrina asegura que el bufón hoy ha llegado al poder. «Un ejemplo claro es Trump de su rechazo a la libertad de expresión, su comportamiento con los medios, el sólo lanza a través de Twitter una serie de bufonadas... El problema es que estos personajes alcancen el estatus de poder es el síntoma de la sociedad actual que es más difícil de cambiar que Trump». Porque «aunque parece que tenemos los medios para poder expresarnos estamos en una sociedad cada vez más controlada y en muchas ocasiones los resultados de las elecciones son decisiones contraproducentes para un país». Otro ejemplo de actual de bufonada «para bien» es el fenómeno de Tabarnia. «Es un espejo del movimiento independentista que tiene como presidente a un bufón de hoy, Albert Boadella, que ha dicho verdades incómodas de forma bufonesca que le obligaron a irse de Cataluña. Tabarnia es una buena bufonada, una ironía que hay quien se toma en serio».

Luis García Jambrina presenta hoy esta nueva investigación de Fernando de Rojas que rescata del olvido la figura histórica de Francés de Zúñiga, en el Instituto Castellano y Leonés de la Lengua a las 19.30 horas. Estará acompañado por el profesor de la UBU y creador del blog ‘La Acequia’, Pedro Ojeda.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria