Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

BALONCESTO / ACB

Remontada y éxtasis

El San Pablo se lleva en la prórroga un partido fundamental / Los azules perdían por 11 a falta de 7 minutos / El bloque de Epi sale del descenso

DIEGO ALMENDRES DIEGO ALMENDRES
15/01/2018

 

SAN PABLO BURGOS  92
REAL BETIS  88

San Pablo Burgos: Fisher (11), López (7), Gailius (18), Thompson (25) y Huskic (3) -quinteto inicial- Schreiner (-), Barrera (-), Vega (-), Martínez (13), Saiz (15).

Real Betis: Draper (10), Nelson (5), Schilb (23), Anosike (12), Kelly (25) -quinteto inicial- Sánchez (-),Cruz (-), Uriz (2), Zagorac (-), Franch (5), Golubovic (6).

Árbitros: Jiménez, Araña y Sánchez Monserrat.

Eliminados: Huskic (min. 37); Anosike (min. 38) y Nelson (min. 45).

Parciales: 23-18; 37-40 (descanso); 52-63 ; 78-78 (final min. 40); 92-88 (final prórroga).

BURGOS
La explosión de alegría recordó a la vivida en los cuatro ascensos deportivos a ACB y la tensión acumulada era idéntica a la que se puede sentir en un play off. San Pablo Burgos y Real Betis se enfrentaban en el penúltimo partido de la primera vuelta y, sin embargo, la victoria guarda una importancia crucial.

Aquel bisoño grupo del principio de campaña se ha convertido en un equipo maduro capaz de levantar una desventaja de 11 puntos en el último cuarto para llevarse el triunfo en el tiempo extra. Lo hizo sin la aportación anotadora de Jenkins y la segunda consecutiva permite a los locales abandonar por primera vez los puestos de descenso.

Lo tenía todo en contra el conjunto de Diego Epifanio, el cual chocó con el aro en sus repetidos intentos frustrados desde el triple. Pero entraron los importantes, con un Edu Martínez que volvió a unirse al núcleo duro del equipo cuando la situación lo requería. La ACB reserva protagonismo a los especialistas y el riojano apareció en el momento decisivo para completar la labor de un colectivo liderado por Thompson, Gailius y Saiz.

Advertía Diego Epifanio de los riesgos de las montañas rusas emocionales y el partido ante el Betis se convirtió en un constante vaivén de sensaciones. Esta vez salió cara.

Ya desde el arranque el cuadro azul se mostró espeso en el ataque estático. La lenta circulación favorecía a un Betis cómodo en los dos lados. Los verdiblancos se sentían superiores en el poste, donde Kelly y Anosike dominaron en el arranque. Cada balón a la pintura era sinónimo de puntos y solo la falta de acierto en los tiros liberados frenó la tendencia. El San Pablo, por su parte, buscaba el camino a seguir con el 7-14.

Por fin, los locales encontraron el deseado punto de apoyo. Dos aciertos de Gailius y Fisher impulsaron a los de casa, quienes ganaron revoluciones. La entrada de un cada vez más determinante Sebas Saiz aportó solidez y un brillante Thompson se encargó del resto. El parcial creció hasta el 16-4 y la afición suspiraba aliviada con el 23-18.

Aún tuvo margen el cuadro castellano para pisar a fondo el acelerador. La defensa frenó a los béticos y el San Pablo pudo correr para tocar techo con el 29-18. La grieta alcanzó el 22-4 y, de repente, se fundieron los plomos.

Ya ha comprobado el CB Miraflores que los árbitros castigan con dureza al novato. Un par de decisiones controvertidas y los errores en el triple secaron a los de Epi. El Betis se metió de nuevo en materia con un 0-7 que cambiaba el guión del choque.

Barrera, Martínez, Vega y López lo intentaron una y otra vez desde el arco. Una apuesta a cara o cruz que le salió rana al conjunto burgalés ante un rival de nuevo a gusto sobre la cancha. Schlib hizo mucho daño y el regreso a cancha de un impecable Kelly catapultó a los sevillanos. Un tiro libre de Huskic fue el único botín del cuadro castellano en un doloroso parcial de 1-17. Los locales habían hecho lo más difícil y se vieron contra las cuerdas con el 30-35. Al menos, reaccionaron a tiempo para llegar con el 37-40 al descanso.

Si algo había que evitar en el inicio del tercer cuarto era un nuevo hundimiento. Tardó el cuadro local en dar con la tecla puesto que volvió a abusar del lanzamiento de tres, aunque muchos de esos intentos fueron adecuados. El Betis, con mayor equilibrio dentro-fuera, lo aprovechó para distanciarse. Ese 41-49 era muy peligroso para el ánimo de un San Pablo aliviado con los aciertos de Gailius y Thompson.

Los burgaleses solventaron otro problema y entraron en una fase de mayor control. Mientras, el Betis se las ingeniaba para buscar a Anosike y mantener la delantera en el marcador. Lastrado por los continuos errores desde la línea de personal, los de Epi necesitaban algo más para poner en aprietos al Betis (50-55).

Era como si el San Pablo caminara constantemente sobre el alambre, como si algo malo fuera a ocurrir en la siguiente acción. Y, al final, esa sensación agarrota las muñecas e impulsa al rival. Incluso, se fallan bandejas debajo del aro. El Betis, a los suyo, dio un golpe de efecto con un gran triple sobre la bocina de Franch (52-63).

Restaban diez minutos y todo indicaba que la película seguiría el guión de otras jornadas. Pero esta vez el San Pablo mostró la determinación necesaria. Con el 54-65 los visitantes dieron respuesta a los primeros intentos de reacción. Schilb coleccionaba canastones y los burgaleses sufrían para encadenar dos jugadas positivas. El tiempo se agotaba, pero la grada creyó (69-72).

Todo se decidió en el último minuto y medio. El Betis mandaba por 70-76, cuando dos triples de Gailius y Martínez permitieron que la canasta final de Thompson llevara el partido a la prórroga.

Gailius y Saiz dieron la iniciativa a los burgaleses para frenar el talento de Schilb y Kelly (89-88). La defensa de López dejó a los burgaleses a las puertas de un triunfo que se hizo esperar. Fisher solo anotó uno de sus libres y Draper dispuso de triple para ganar. Esta vez la suerte sonrió a un San Pablo que se toma un respiro antes de disputar otra final en Zaragoza. El Coliseum estalló.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria