El Correo de Burgos | Jueves, 20 de septiembre de 2018

14:02 h. BURGOS

Una agencia para el arte urbano

La plataforma Loopart, creada por unos estudiantes de la UBU, promociona a los artistas callejeros / Quedó segunda finalista en la pasada edición de los premios Santander Yuzz.

V. Cimadevilla 07/12/2016

Cuando Gaspar Álvarez y Estibaliz Cortés se presentaron a la pasada edición del concurso para jóvenes emprendedores Santander Yuzz, poco podían imaginar que su idea quedase como segunda finalista.

En un principio su intención era más adquirir conocimientos sobre el desarrollo de un plan de negocio. Pero cuando plantearon su proyecto se dieron cuenta de que podría llevarse a cabo y convertirse en realidad. «Lo que más nos llamó la atención fue el aspecto empresarial. Durante el tiempo que se desarrolla el concurso te ofrecen asesoramiento y apoyo para realizar la idea que propones como si fuera de verdad, aunque luego finalmente no funcione», asegura Álvarez.

Así, este malagueño afincado en Burgos desde hace cinco años y estudiante de Comunicación Audiovisual de la Universidad de Burgos, presentó, junto a Cortés, de Vitoria y graduada en Educación Social, Loopart, una plataforma para la promoción y contratación de artistas callejeros. Ambos se conocieron en la capital burgalesa, en la residencia donde se alojaban, y aunaron fuerzas para lanzarse a esta aventura.

«Al principio llevamos algo muy básico en comparación con lo con que ahora tenemos, partimos prácticamente de cero».

La idea se les ocurrió un día que paseaban por las calles de Burgos y se encontraron con varios artistas tocando en la calle. Según Álvarez, hacía mucho frío y no había mucha gente. «A partir de ahí empezamos a pensar que internet sería un buen lugar para que se pudieran publicitar, digamos que es el avance lógico en la actualidad y al fin y al cabo en la calle hay un público limitado».
El concepto de Loopart es una página web adaptable a dispositivos móviles y tablets dirigido a dos tipos de usuarios, el artista callejero y el que no lo es (particulares o empresas).

Por un lado, el primero puede subir todos sus datos personales, dónde se encuentra, lo que hace y vídeos y fotos de sus actuaciones u obras. Asimismo tendrá disponible una tienda virtual en la que puede vender sus creaciones. También publicitar los eventos que tenga contratados para su difusión.

Por otro lado, una de las funciones más diferenciadoras es que permite aportar dinero directamente al autor a través de Paypal o de otro sistema parecido, si se está viendo algún espectáculo suyo en directo.
Álvarez recalca que su labor se basaría en hacer de meros intermediarios llevándose un porcentaje de la gestión final. En este sentido afirma que su intención es ofrecerle asesoramiento y ayuda si es necesario en cualquiera de estos aspectos. «Si no puede permitirse hacer un vídeo o no disponen de internet nosotros se lo gestionamos y descontaríamos una pequeña parte de los primeros ingresos que consiga a través de la página web». Como únicos requisitos es que el artista tenga un cierto nivel y que su creación se haga en la calle, aunque no sea de una manera regular. «En los vídeos y fotos que se publiquen queremos que se vea que es en la calle, aunque sea una actuación puntual».

En la plataforma hay un mapa en el que se geolocalizarán los artistas urbanos para saber en qué lugar suelen situarse y un comparador que realiza búsquedas con diferentes filtros. Paralelo a todo esto se informará de las novedades y eventos en redes sociales.
El otro tipo de usuario, particular o empresa, puede acceder a toda esta información y decidir qué necesita. Desde Loopart se les hace un presupuesto de forma gratuita.

El desarrollo del diseño lo tienen prácticamente acabado. Ahora se encuentran en la fase de formar un equipo con otros profesionales, como programadores y comerciales, para que el proyecto se haga realidad. De momento han creado una página en Facebook para ir tanteando. Su objetivo a corto plazo es ponerlo en funcionamiento en unas pocas ciudades, Málaga, Vitoria y por supuesto Burgos, para ver cómo funciona y después extenderlo a otras.

Hasta la fecha han hablado con varios artistas callejeros y empresas y Álvarez indica que Loopart es una idea que gusta. Además, en España no han encontrado nada parecido. Espera que finalmente salga adelante, aunque es consciente de que el proyecto es ambicioso. «Creo que es una solución muy buena a la situación en la que se encuentran este tipo de artistas, muchas veces condicionados por los reglamentos de su ciudad y pueden cubrir lo que no ganen en la calle a través de aquí».