El Correo de Burgos | Jueves, 15 de noviembre de 2018

18:39 h. PATRIMONIO EN PELIGRO

Unas obras causan grietas en el 'Hércules Farnese' de Madrid

Las vibraciones que sufre la Academia de Bellas Artes dañan la escultura que Velázquez trajo de Roma

EL PERIÓDICO 02/09/2018

Al 'Hércules Farnese' que atesora la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando le han salido grietas en los pies. Las heridas se deben a las grandes obras que se están llevando a la calle de Alcalá, y a la utilización de material pesado y las vibraciones que este produce en el edificio de la institución, el palacio Goyeneche. La voz de alarma saltó el viernes, tras el fin de las vacaciones, y los responsables del museo decidieron cerrar parte de las salas, las que dan a la fachada de la calle en obras y retirar las obras más frágiles. Avisaron a través de las redes sociales: Por motivos de conservación de las obras del museo y debido a los trabajos que se están realizando en las proximidades del edificio, nos vemos obligados a cerrar las salas 19, 20 y 21 que dan a la calle Alcalá (Goya, Arcimboldo, Rubens, Van Dyck).

El asunto es grave por el gran patrimonio que atesora la institución y que podría estar en peligro, por eso desde el Ayuntamiento de Madrid no descartan ninguna opción, ni la de paralizar las obras, pero antes, a partir de este lunes, harán las inspecciones oportunas para identificar las causas por las que han aparecido las grietas.

La escultura afectada llegó a Madrid de la mano de Velázquez, cuando en su segundo viaje a Italia, entre 1649 y 1651, encargó el vaciado de grandes esculturas clásicas para decorar los sitios reales. Entre las copias realizadas, figura el vaciado en yeso del 'Hércules Farnese', una pieza del siglo III que formaba parte de la colección de Alejandro Farnesio, hijo del papa Pablo III, de ahí el nombre. El pintor sevillano colocó la escultura en una de los extremos de la Galería del Cierzo en el Alcázar de Madrid. Allí estuvo hasta el incendio del palacio, en 1734, momento en que se traslado a la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, primero en la plaza Mayor y luego, en 1761, a la actual sede, en el palacio de Goyeneche.