El Correo de Burgos | Lunes, 19 de noviembre de 2018

El programa de fiestas de Espinosa se consolida en su versión digital

El profesor de robótica e informática Joserra Oyanguren introduce mejoras en su «altruista» aplicación móvil, que incluye la agenda de actividades y los principales puntos de interés

09/09/2018

Le llaman el ‘Steve Jobs’ de Espinosa. Se ha ganado el apodo con creces. No solo por su habilidad con los ordenadores, sino también por su apasionado dominio de la robótica que se contagia entre las nuevas generaciones. Desde que recaló en Las Merindades, Joserra Oyanguren ha centrado buena parte de sus esfuerzos en «levantar el pueblo de cualquier forma». Siempre dispuesto a aportar su «granito de arena», diseñó hace cuatro años una aplicación móvil «altruista al 100%» para que los vecinos tuviesen a mano el programa de las fiestas de la Natividad de Nuestra Señora. Hace poco presentó la versión 4.0 de su proyecto, similar en lo esencial pero con una serie de mejoras y nuevos contenidos para no perder detalle de lo que se cuece en la cuna de los Monteros durante toda la semana.

Se nota a la legua que a este profesor y experto en diseño multimedia le encanta su trabajo. También resulta evidente que no puede estarse quieto. Siempre tiene algún proyecto entre manos y, si no, algo se le ocurre. Quizá por ello reservó parte de su «tiempo libre» a diseñar la app -unas tres horas al día durante un par de semanas-, que pese a no llegar a la tienda de Google en sus primeras versiones «corría muy rápido» a través de las redes sociales. Entretanto, trabajó en otros dos proyectos a través de su empresa (Kreatibos) para el universo smartphone:uno para la empresa de catering de su mujer y Guiando, un completo mapa digital con todas las modalidades posibles de rutas turísticas en la zona de Espinosa de los Monteros, Merindad de Montija y Merindad de Sotoscueva. Por desgracia, una serie de cambios en las políticas del todopoderoso buscador dejaron fuera de juego a ambas aplicaciones, aunque las está «retomando» para relanzarlas en cuanto sea posible.

Al margen de ambos proyectos, lo cierto es que Espinosa en fiestas gana cada vez más adeptos entre vecinos y visitantes. Obviamente, el «grueso de la aplicación» es la agenda, que recoge todos y cada uno de los eventos programados desde el viernes 7 hasta el domingo 16 de septiembre. La «novedad» de la última versión es la inclusión de una breve biografía del pregonero -un honor que este año ha recaído sobre el joven piloto espinosiego Efrén Llarena- y fotografías de las reinas y damas. También ha añadido, al igual que en 2017, el saludo del alcalde.

Para los de fuera, el apartado de mayor utilidad es el mapa digital que recoge los principales puntos de interés, como las sedes de las peñas y aquellos monumentos que merece la pena visitar. Además, ha incorporado las zonas de aparcamiento para facilitar las cosas y evitar vueltas innecesarias en busca de un sitio libre.

Puede que sea una app «de 15 días», pero Oyanguren está convencido de que teléfonos y tablets sustituirán paulatinamente al papel en lo que a programas de fiestas se refiere e incluso a nivel general, pues en la actualidad «el 85% de los contenidos web se ven desde el móvil». En Espinosa, sus vecinos le agradecen el detalle e incluso le «felicitan». Eso sí, de momento no ha recibido «ninguna sugerencia», aunque él siempre piensa en «cómo mejorarla».

Por otro lado, el docente ha seguido trabajando en la escuela de jóvenes científicos Espiciencia impartiendo talleres de dos horas que se extendieron a otras localidades de la comarca por la «demanda». Robótica, programación de videojuegos, impresión 3D... Los chavales potencian su creatividad «jugando» y se sorprenden de lo que son capaces de hacer. Oyanguren pretende «despertar vocaciones» en un sector que de aquí a poco se convertirá en un «elemento fundamental» para la agricultura y la ganadería. Lo importante es «plantar la semilla» e intentar que la cantera vuelva a casa el día de mañana para generar nuevos nichos de empleo en el medio rural y frenar la despoblación.