El Correo de Burgos | Domingo, 23 de septiembre de 2018

FÚTBOL / Segunda B

«No transmitimos seguridad defensiva»

José Manuel Mateo reconoce las dificultades que atraviesa el Burgos CF / «Dos puntos son pocos para nosotros», apunta

DIEGO ALMENDRES 10/09/2018

BURGOS
José Manuel Mateo sabe que el Burgos CF tiene un problema. El proyecto necesita tiempo de maduración y, sobre todo, necesita victorias que no llegan. Para colmo, esta vez El Plantío mostró su primer enfado del curso.

El técnico reconoce los apuros vividos en una segunda mitad en la que el rival «dominó» en el campo. Ese mal sabor de boca perdurará en los próximos días y la clasificación reafirma esa incómoda sensación. «Los puntos son los que son y la línea cada vez es más estrecha. La victoria se resiste», lamenta.

El navarro insiste en que el discurso se diluye con el paso del tiempo. «Dos puntos en tres partidos es poco para nosotros y es una realidad que hay que reconocer», apunta.

Y es que, ni siquiera el primer partido del curso con la portería a cero sirve para encontrar un punto de apoyo para el futuro. «No quiero engañar a la gente. Es cierto que no transmitimos seguridad defensiva», comenta, lamentando los «errores propios». «Este ha sido uno de los partidos en los que más hemos concedido y, a pesar del 0-0, no puedo estar contento», subraya.

El Burgos CF presentó en su once inicial la novedad de Cantero, una situación llamativa teniendo en cuenta que el club le comunicó en verano que no contaba con él. Sin embargo, el andaluz ha convencido a José Manuel Mateo y contra el Salmantino fue uno de los jugadores más solventes. «Es una cuestión mía. En su momento no se dio la salida del futbolista y ahora es uno más de la plantilla. Quiero agradecer su trabajo desde la pretemporada», indica.

La del lateral izquierdo no fue la única cara nueva. Diego Cervero jugó su primer partido en El Plantío, aunque no tuvo el protagonismo deseado. Lejos de su área de influencia, tuvo que multiplicarse en defensa a balón parado y apenas pudo oxigenar el juego. «No han sido minutos fáciles para él porque el equipo ya estaba en el área y sin salidas. Las líneas se han hundido y se ha creado un vacío en el centro del campo. No hemos sabido aprovechar su corpulencia para sacar el balón», analiza.

JOSÉ MIGUEL CAMPOS
El entrenador del Salmantino lamenta la oportunidad perdida. Asegura que su equipo fue mejor en el cómputo general de un partido en el que el Burgos solo se encontró a gusto «en los primeros diez minutos de cada parte». «Tuvimos tres ocasiones muy claras y generamos muchas faltas laterales y córners. Es la consecuencia de jugar en campo contrario y de ir a por el partido», señala.