Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Término de Miranda prevé sacar a la venta 15.000 litros de chacolí este año

La etiqueta no contendrá la denominación, pero hará un 'guiño' al tradicional producto


21/09/2011

 

GABRIEL DE LA IGLESIA / Miranda
Después de toda la polémica generada tras su presentación en sociedad, la bodega Término de Miranda ya prepara su primera gran vendimia. Si todo sale según lo previsto, durante las próximas semanas se recogerá toda la uva que ha estado madurando en los viñedos locales y comenzará el proceso de elaboración de los caldos, que se alargará durante «unos tres meses» siguiendo la 'receta' tradicional.
Según explica Koldo Madariaga, uno de los impulsores de la bodega y presidente de la recién creada Asociación de Viticultores del Alto Ebro, esta primera añada estará formada por alrededor de 15.000 litros de vino -unas 12.000 botellas-, que comenzarán a comercializarse a finales de año en el circuito local y provincial. «Esperamos que para Navidad se pueda brindar con chacolí en Miranda», subraya.
Eso sí, en las botellas que salgan al mercado no se podrá leer la palabra chacolí por ninguna parte, al menos hasta que se cumplan las condiciones impuestas al respecto por la Unión Europea. «Tenemos que cumplir la Ley, pero no podemos engañar a los consumidores», por lo que en el proceso de etiquetado se echará mano de algún «guiño» para dejar claro que se trata del «vino tradicional de Miranda y su comarca», explica Madariaga.
Y es que, al margen del espíritu económico de la iniciativa, la comercialización de Término de Miranda busca cumplir otros objetivos más románticos. «Nuestro deseo es recuperar una tradición que se perdió en su día», poniendo en las mesas de establecimientos y hogares una botella de chacolí producido en Miranda.
Para ello, plantea Madariaga, «tenemos que recuperar no sólo el cultivo y la elaboración, sino también la costumbre de consumo». Por el momento, los dos primeros objetivos van camino de cumplirse con la adaptación de la bodega y la adquisición de más uva local. Sólo el tiempo dirá si el tercero también se alcanza.
«Se están dando buenos pasos». Ahora mismo existen tres bodegas que producen este tipo de caldo en la provincia, pero «hay varios promotores que están un poco a la expectativa» para lanzarse al mercado.
Sea como fuere, la recuperación del chacolí tradicional dependerá también de otros factores y agentes, encabezados por la Asociación de Viticultores Alto Ebro, un colectivo que aúna los intereses de productores y agricultores del norte de la provincia (Miranda, Valle de Mena, Las Merindades y La Bureba).
Asociación de Viticultores
«Lo primero debe ser asociarse» para delimitar el territorio de actuación y establecer unas reglas propias que permitan incentivar el cultivo y la elaboración de caldos. A partir de ahí, continúa Madariaga, «hay que seguir trabajando para mejorar el producto» y promover la creación de una Indicación Geográfica Protegida, paso previo a la implantación de una Denominación de Origen.
En este sentido, el presidente de la asociación entiende que aunque va para largo, este objetivo se conseguirá en un futuro. «Depende de nosotros mismos. Este chacolí cumple toda la normativa de la Unión Europea en cuanto a procesos de maduración y elaboración», por lo que no se cierra la puerta a la creación de una Denominación de Origen propia. Además, insiste, la propia UE reconoce que el término chacolí -en cualquiera de sus variantes- «no se puede monopolizar por nadie».
Por su parte, la superficie de cultivo también deberá crecer de manera significativa. Por el momento «hay derechos de cultivo sobre unas 10 hectáreas» pero en 2012 se prevén alcanzar «15 ó 20», dependiendo del interés de los agricultores del entorno por recuperar la tradición.
Asimismo, los productores de chacolí del norte de la provincia ya han conseguido el apoyo explícito de la Junta de Castilla y León y de la Diputación de Burgos, que hace meses se comprometió a crear en San Miguel del Monte un centro de estudios sobre este vino.

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria