Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

ENTREVISTA A FÉLIX DÍEZ (Procurador regional de Podemos por Burgos)

«El Parque Tecnológico es vital para Burgos»

DIEGO SANTAMARÍA DIEGO SANTAMARÍA
16/10/2016

 

Jamás lo hubiese imaginado cuando participaba en el 15-M, pero la vida da muchas vueltas y ahora defiende los intereses de la provincia desde las Cortes. Allí las prioridades se acumulan, desde el Directo hasta la liberalización de la AP-1 con el paro como enemigo a batir.

Pregunta.- Con el 15-M en plena efervescencia, ¿pensó que algún día representaría los intereses de la provincia desde las instituciones?
Respuesta.- La verdad es que no, pese a que siempre participé en numerosos movimientos sociales y en el propio 15-M nunca tuve afán de protagonizar o liderar ningún movimiento político hasta esa fecha. El 15-M fue una experiencia maravillosa para mi, el despertar de toda una generación indignada con unas instituciones y unos políticos que no representan a la mayoría de la población española, sino a una minoría de privilegiados encabezados por el poder financiero de nuestro país.
En aquella época la crisis, el 15-M confluyó en Medina de Pomar y en todo el norte de Burgos con un proceso de movilización y despertar propio, como fue el movimiento popular que paró la implantación de la incineradora de Moneo. Este movimiento sentó las bases para la constitución de unos lazos de solidaridad intercomarcal y la construcción de un tejido asociativo y social que vivió un momento dulce que más tarde cristalizó en un verdadero contrapoder con el desarrollo de los movimientos antifracking en Las Merindades, que alteraron el mapa social y político de toda la comarca.

P.- ¿Cuándo y cómo decidió dar el salto?
R.- Tras varios años sufriendo la crisis económica en mis carnes como el resto de mi generación, tuve la certeza de que sólo mediante la obtención del poder político se podía cambiar unas decisiones políticas y una realidad social injusta que dejaba a mi generación dos opciones: la de emigrar fuera de su patria dejando atrás su tierra, su familia y su gente o la de aceptar una vida en España condenada al paro y, en el mejor de los casos, al encadenamiento de trabajos precarios de escasa cualificación.
Entonces, después de imprimir y pegar por mi cuenta unos pocos carteles de Podemos en las elecciones europeas de 2014, surgió la idea de crear una herramienta de participación política en Medina de Pomar y en el conjunto de la comarca. Tras tres o cuatro meses de explorar los activos humanos con los que contaba el movimiento político en Medina y ver que los apoyos al proyecto no paraban de crecer, se produjeron los primeros encuentros y más tarde la primera convocatoria para constituir un círculo de Podemos en Medina, contando en aquella ocasión con más de 40 personas. Asimismo, se constituyó también el círculo del Valle de Mena, al que asistí con frecuencia junto a otros compañeros de Medina, ofreciendo mi apoyo y experiencia y visualizando los lazos comarcales que unen a todos los municipios del norte de Burgos.
Más adelante, y tras participar en algún encuentro de círculos a nivel autonómico e ir conociendo gente de toda la provincia, una mayoría de personas de los círculos de Medina y del Valle de Mena me animaron a presentar mi candidatura como representante de Las Merindades en el proceso de primarias internas para la elección de la lista a las Cortes de Castilla y León. Medité ante la posibilidad real de resultar elegido y acabé accediendo a ello, eso fue todo.

P.- Somos Medina se presenta por primera vez a las municipales y obtiene tres concejales, ¿esperaba más o menos?
R.- Creo que el resultado fue el esperado, al menos por quienes conocíamos la candidatura y por quienes participaron en la misma. Cuando al calor de la creación del círculo de Podemos surge la idea de lanzar una iniciativa municipalista, fui muy escéptico al principio debido a la falta de experiencia política de la gente que participábamos en las asambleas. Sin embargo, el primer llamamiento a la ciudadanía medinesa encontró un eco mayor del esperado. gente proveniente de diversos movimientos sociales y con inquietudes muy diferentes se puso rápidamente a trabajar en un proyecto común.
En Medina hubo quien se sorprendió del resultado electoral general y del que obtuvo la candidatura debido a que es un pueblo tradicionalmente muy conservador. Sin embargo, en las elecciones municipales no se votan siglas, sino que se votan proyectos y personas vinculadas a los mismos. Sinceramente, el proyecto es sólido y está representado por personas solventes.

P.- ¿Qué ha cambiado en Medina, para bien o para mal, con un Gobierno socialista?
R.- Con un Gobierno socialista no lo sé, con un Gobierno de coalición han cambiado muchas cosas y probablemente ya no hay vuelta atrás en ninguna de ellas porque son cambios de sentido común. Especialmente, ha cambiado la publicidad y la transparencia en todos los procesos de contratación pública en el Ayuntamiento. Las convocatorias de bolsas de empleo con pruebas de selección transparentes y claras era la principal demanda que tenía la sociedad medinesa. Creo que hemos cumplido esta parte del programa y hemos permitido que toda la gente de Medina acceda en igualdad de condiciones al empleo público en una época en la que, por desgracia, el paro es la principal preocupación de la sociedad no sólo Medina, sino en toda España.
La gestión de la Corporación en se ha centrado en esta primera parte de la legislatura en el mantenimiento, la conservación y, sobre todo, la recuperación de espacios naturales y barrios que llevaban años abandonados con un programa de asfaltado y acondicionamiento de calles para regenerar el municipio. Se han sentado las bases también para la futura recuperación del casco histórico como lugar de encuentro de la ciudad, apoyando aquellas iniciativas ciudadanas tendentes a su recuperación como el Ateneo, el Concurso de Balcones o la reprogramación de la actividad cultural para dar mayor peso en las mismas al casco histórico.
En materia fiscal y de control presupuestario se ha racionalizado el gasto por parte de la Administración. Se han reducido los gastos superfluos, innecesarios y desorbitados como los sueldos de los políticos y los gastos de representación -varios de etapas anteriores como las frecuentes comidas en restaurantes de los representantes públicos o teléfonos- en más del 50%.
Todos esos excedentes han ido directamente a la oferta de empleo público y la inversión. Por ejemplo, en el arreglo tanto del colegio como de la cubierta del polideportivo, que llevaban años sin solucionarse. Además, desde la Concejalía de Cultura y Deportes se ha hecho un gran esfuerzo cambiando la gestión de las piscinas climatizadas y se ha logrado reducir el déficit anual asegurando su viabilidad.

P.- Llegó a las Cortes por motivos ajenos a los resultados electorales. Al margen de las circunstancias, ¿cómo afrontó la responsabilidad de dar voz a los burgaleses en el Parlamento regional?
R.- Creo que estoy afrontando esta responsabilidad con ilusión, coraje y valentía. Ilusión para trabajar para la ciudadanía que confió en mí y en mi grupo para representar sus demandas, sueños y aspiraciones. El coraje necesario para enfrentarme a un modelo de gestión como es el que practica en la Junta, que es una maquina de crear paro, pobreza y despoblación. Y la valentía para denunciar cómo el Gobierno regional lleva años dilapidando dinero público en iniciativas que ni siquiera han visto la luz, como el Centro Tomás Pascual de Aranda de Duero o la ampliación del Laboratorio Regional de Burgos, mientras hay casi 600.000 castellanos y leoneses pobres.

P.- Después de insistir en la puesta en marcha del Parque Tecnológico, ¿cree que el proyecto seguirá «en la cuneta» mucho más tiempo o confía en que se den los pasos necesarios para resolver el conflicto jurídico con el Ayuntamiento de Cardeñajimeno?
R.- Lo primero, hay que ser justos y decir que el conflicto jurídico se crea por una mala decisión de la Junta, como me reconoció la consejera de Economía y Hacienda en el pasado pleno de Las Cortes a raíz de una pregunta de control al Gobierno. Es difícil de entender que la Junta realice un plan parcial mal hecho que no se ajusta a derecho porque se eluden los accesos a la N-120, el Ayuntamiento de Cardeñajimeno recurra a la justicia, el TSJCyL paralice la obra y la Junta no asuma responsabilidades políticas y eche balones fuera culpando al Consistorio. Desde luego, espero por el bien de Burgos que el conflicto pueda resolverse a la mayor brevedad posible, porque sin duda alguna el desarrollo del Parque Tecnológico es vital para reducir el paro y la precariedad.

P.- ¿Cómo acabará el culebrón Garoña?
R.- La verdad es que no lo sé. Lo que si sé es cómo se encuentra Garoña actualmente, una central parada que ya ha destruido muchísimos empleos en la comarca sin que se hayan puesto en marcha las medidas necesarias para revertir esta situación. Desde luego, me entristece el abandono de Las Merindades por parte del Partido Popular. No entiendo, sinceramente, a que están esperando tanto la Junta como el Gobierno central después de cuatros años para poner en marcha medidas que palien la grave situación de desempleo que sufre Las Merindades, con independencia de lo que suceda con la central atómica.
Desde que la central cesó su actividad, no se hayan puesto manos a la obra para desarrollar un plan de desarrollo económico específico para el entorno, con una dotación presupuestaria suficiente para revertir los efectos que el cese de la actividad ya está produciendo en el empleo de esta zona rural, apostando por el desarrollo de vías de comunicación con Vizcaya y el resto de la provincia con la conversión en autovía de la CL-629 y una mejora de infraestructuras para el asentamiento de tejido industrial en los polígonos de la comarca.

P.- Fracking. ¿Han ganado la batalla o permanecen ojo avizor por si las moscas?
R.- Creo que hemos ganado esta batalla, pero que aún no hemos ganado la guerra. Los cambios políticos en los ayuntamientos de Las Merindades y en el panorama nacional han sido, junto a la bajada del precio del petróleo, los que han hecho desistir, al menos por el momento, a estas empresas. Sin embargo, me temo que intenten extraer el gas utilizando subterfugios legales y técnicos, como por ejemplo tratar de extraer el gas no mediante la técnica de la fractura hidráulica, sino mediante la extracción convencional para así sortear los problemas legales.

P.- El sábado 22 recogerá el documento de la Asociación de Vecinos de La Hidesilla para su entrega al Procurador del Común. ¿Esta situación de abandono es un hecho aislado o hay más ‘hidesillas’ en la provincia?
R.- Por desgracia, la provincia está llena de pequeñas y grandes ‘hidesillas’. Son la consecuencia de un modelo económico de ‘pies de barro’ y de la dejadez de las administraciones públicas. Sin embargo, está en nuestras manos, como viene demostrando esta asociación, que las cosas cambien. Y estoy convencido de que la garantía del cambio es una ciudadanía informada, consciente de sus obligaciones, y que a la vez también sea capaz de reivindicar sus derechos de manera efectiva.

P.- ¿Cuáles son las principales líneas de actuación de Podemos para combatir el paro y la despoblación?
R.- Tenemos prioridades específicas como recuperar la concesión de la AP-1, construir el Parque Tecnológico recuperando el directo Burgos-Aranda-Madrid, terminando la terminal logística de Ircio, desdoblando la CL-629, mejorando los servicios públicos como la sanidad y la educación e impulsando el ferrocarril de cercanías. En líneas generales, tenemos que recuperar las zonas rurales de nuestra Comunidad para la gente. Esto se hace garantizando la cobertura móvil y el acceso a la banda ancha en el medio rural, conectando los polígonos industriales de las comarcas entres sí con planes de desarrollo específicos y adaptados al terreno e impulsando alternativas locales de desarrollo. En definitiva hay que descentralizar competencias apostando por la comarcalización de nuestra provincia y acabando con ese cementerio de elefantes inoperante, ineficaz y despilfarrador que es la Diputación, y que en vez de trasladar recursos a los pueblos se dedica a subvencionar un aeropuerto vacío como el de Burgos con el dinero que debiera destinarse a los habitantes de los municipios con menos de 20.000 habitantes.

P.- ¿Cómo valora el papel de Miguel Vila en el Congreso de los Diputados?
R.- Ya demostró la legislatura pasada que había venido a Burgos a trabajar por esta tierra y revertir la situación de emergencia económica y social que viven las gentes de nuestro país. Presentó una proposición para acabar con la precariedad en los contratos de prácticas limitando la duración de las becas a seis meses, una remuneración cuyo suelo sea equivalente al Salario Mínimo Interprofesional y que los becarios no sean más del 5% de los trabajadores en las plantillas. A nivel de provincia también ha demostrado su compromiso en muchísimas ocasiones, apostando porque en Burgos tengamos unas infraestructuras de calidad recuperando el directo Burgos-Aranda-Madrid o por mejorar la N-1 y liberalizar la AP-1, construyendo los accesos a la misma que garanticen el desarrollo económico y social de las comarcas aledañas.

P.- ¿Ha logrado acallar con hechos las voces críticas de quienes le tachaban de "paracaidista"?
R.- Hay un hecho incontrovertible e incontestable. Miguel pasa casi el mismo tiempo en Madrid trabajando en el Congreso que en la provincia de Burgos recogiendo propuestas. Las dudas iniciales al respecto, las ha zanjado definitivamente estos meses con su trabajo y con las visitas a toda la provincia. En tono jocoso, y como anécdota representativa, a ver cuándo has visto a un diputado nacional en el pregón de las fiestas de Medina de Pomar izando las banderas.

 

Última hora

© Copyright El Correo de Burgos
Avda. de la Paz 28, Entreplanta - 09004 BURGOS. España
Contacte con nosotros: info@ecb-elmundo.com

El Correo de Burgos se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria